La percepción

La Percepción al vender una casa en Granada

Ya hace tiempo que entendí la singular relevancia que, en ordena alcanzar buenos resultados en tu profesión,tiene la percepción que de ese ejercicio profesional, y de uno mismo, tengan las demás personas a las que van destinados los servicios que prestas.

Se aconseja acudir al símil para aclarar situaciones complejas. La situación es la siguiente: famoso oncólogo, reconocido como alguien muy competente tanto por compañeros de profesión como por sus pacientes, al que acude un familiar muy cercano y, tras realizar todas las pruebas pertinentes, se le diagnostica la enfermedad, que afortunadamente puede ser curable con la aplicación de los tratamientos oportunos. Cuando el médico comunica a su familiar/paciente esta situación, le resalta igualmente cuál es el proceso al que deber someterse a partir de ese momento, y cuáles, también, son los efectos secundarios de dicho tratamiento.

Tras someterse a quimioterapia,radioterapia,operaciones,etc, por fin el familiar/paciente sana, salva su vida,aunque, como ya sabemos, también ha padecido los efectos secundarios de este tratamiento, y sin embargo imprescindible.
Lo asombroso viene luego, cuando el familiar/paciente acude una semana después del alta,indignado a la consulta de su médico, para protestar porque un vecino suyo, que claro se dedica al muy digno oficio del comercio dela fruta, le ha informado de que todo el proceso médico al que se ha sometido, y sus efectos secundarios, era totalmente innecesario, ya que tomando unas hojas de té dentro de una taza con agua bien “calentita”, hubiera sido suficiente para sanar de su enfermedad . Os imagináis a la cara de ese reconocido médico.
Pues bien, a nosotros esto nos pasa, y tras culminar de manera exitosa procesos de venta, existen clientes que se muestran descontentos porque alguien les informó de que el método utilizado o el precio no ha sido correcto, y esto, debo reconocerlo, me produce una terrible impotencia. Nos formamos, utilizamos la mejor tecnología, nos esforzamos en ser auténticos divulgadores de la información de la que disponemos, algunos somos incluso reconocidos por todo ello, y sin embargo, existen clientes que nos perciben de una manera totalmente antagónica a lo realmente somos.


Como el objeto de las entradas a este blog es aportar herramientas al consumidor de los servicios inmobiliarios, y porque no, también ofrecer mi visión a compañeros de profesión, parece aconsejable que nos centremos en cambiar mayoritariamente esa visión de la profesión inmobiliaria, que nos posicionáramos como auténticos consultores, y no como mediadores entre particulares. Que profundicemos en la divulgación convincente de la valía de los datos de los que disponemos, y poniendo el foco en aquellas personas que realmente nos necesitan y aprecian nuestros servicios.

Es decir, en tomar como algo importante para la profesión el cambio en la percepción que, desgraciadamente, aún mucha gente tiene de nosotros.

¡¡Buen viaje a todos!!

 

Angel Trinidad Lafuente

Consultor inmobiliario y director general de MQC+